La de Goya es una calle viva, repleta de comercios y de edificios que dotan de actividad el día a día de esta vía, que atraviesa el corazón del distrito de Salamanca desde Colón a Doctor Esquerdo.

Pasear por la calle de Goya es hacerlo por los escaparates de sus cientos de comercios. Desde los primeros números al final de la vía, los negocios son variados y rebosan actividad a lo largo de todo el año. Pero pasear por la calle de Goya es comercio y mucho más, pues a lo largo del recorrido el viandante se encontrará con un sinfín de servicios, a pie de calle o en cualquiera de sus señoriales inmuebles, así como con edificios que son en sí mismo foco de actividad.

Así, desde el mismo inicio el visitante o el vecino podrá hacer parada en el Fernán Gómez Centro Cultural de la Villa, uno de los espacios con más y mejor actividad cultural de toda la capital y a lo largo de todo el año.

Frente al mismo, Platea, un centro comercial de reciente creación y seleccionado comercio que da paso a dos tramos en los que Goya se cruza con Serrano y Velázquez, lo que se traduce en el tipo de comercio aquí instalado y donde se encuentra otro centro comercial como es el de El Jardín de Serrano.

Ahora de vacaciones, los estudiantes del IES Beatriz Galindo copan las aceras junto a este histórico instituto durante el curso escolar. Y un poco más allá, la imponente Basílica de Nuestra Señora de la Concepción, uno de los templos más fotografiados de la ciudad, por su innegable belleza, y una de las iglesias más demandadas por las parejas de novios del distrito de Salamanca.

Espacio para el ocio, uno de los pocos cines de barrio que siguen abiertos en la capital: el Conde Duque.

Hervidero de gente suele ser el cruce de Goya con Alcalá, Narváez y Conde de Peñalver donde El Corte Inglés, la avenida de Felipe II y la proximidad con el Palacio de Deportes, rebautizado como WiZink Center, garantizan la presencia de numerosos viandantes durante todo el año y a cualquier hora del día.

Y para moverse, todas las alternativas posibles. Desde el transporte público, con paradas de Metro en Colón, Serrano, Velázquez, Goya y hasta Manuel Becerra y numerosas líneas de EMT que la recorren.

Varios aparcamientos públicos, como el de Colón o el del Palacio de los Deportes, estaciones de BiciMad, una gasolinera y hasta una ‘electrolinera’ en la que recargar los vehículos eléctricos.

En el número 67 de Goya, los cines Conde Duque. A la derecha, Basílica Nuestra Señora de la Concepción, en Goya, 26.